Te extraño más de lo que puedo soportar, pero hemos tenido nuestro tiempo juntos. Tengo que dejarte ir: Reflexión sobre Inception

Hay un tema de los varios que se abarcan en Inception que impactó poderosamente mi atención por algunas similitudes que tienen que ver conmigo: que es el de la pérdida. Me identifiqué mucho (no totalmente, por fortuna nadie ha muerto dentro de mi círculo cercano) con la situación que plantea Nolan y que se es una situación universal.  El de no poder soltar recuerdos o memorias de acontecimientos que marcaron tu vida y que,  a propósito o no, quedan grabadas con fuego en tu subconsciente. Algo que se a uno lo hacen sentir fatal. No se que tan personal fue eso para Nolan, pero al menos para mi, no pude evitar reflejarme de esta forma .

Mal: Do you know what it is to be a lover? Half of a whole?

El punto en cuestión de la película, o el que más hace énfasis, son los recuerdos de amor y/o donde se produjeron grandes momentos emocionales. A Dom Cobb le resulta imposible dejar la presencia de su esposa en la mente, del amor que dejo ir, o que se escapó de él. Su mitad que murió enfrente a sus ojos buscando una realidad que no iba a encontrar. Y eso a Cobb le es imposible que lo deje en paz, por el impacto profundo y emocional que se enterró en su mente.

Mal: You keep telling yourself what you know. But what do you believe? What do you feel?

Cobb: Guilt.

Según Nolan, para Cobb la culpa es el ingrediente sentimental para no dejar ir aquello que te atormenta. Tal vez por ese sentido de culpabilidad, deseas recordar y atrapar tanto en tu mente a la persona amada, tal vez, inconcientemente, tu sufrimiento por recordarla es una expiación de los “pecados o errores” que cometiste o sentiste que hiciste. En el caso de Cobb fue muy claro, aunque sin propósito, porque el deseaba lo mejor para su esposa. ¿Aunque quien no cree que está haciendo lo mejor y al final no resulta lo que esperabas? Pero si lo reflejamos para la vida real, ese sentimiento de culpa que atormenta, es por la incapacidad de sentir que las cosas pudieron ser diferentes, que pudieron ser mejor, que algo se pudo haber hecho para que las cosas no pasaran de esa forma. La culpa de que las cosas que se hicieron no fueron la decisión correcta y ya no se puede hacer nada para remediarlo. Más que simplemente aceptarlo.

Mal: You’re waiting for a train. A train that will take you far away. You know where you hope the train will take you, but you can’t be sure. But it doesn’t matter because we’ll be together.

Las experiencias vividas con un ser amado (en este caso, puede ser esposa, novia, amigos o padres) son una de las más esculpidas en el mármol emocional, ya que, cuando estas experiencias se terminan por alguna u otra razón, el recordarlas no es sino una rutina dolorosa por el hecho de que los sueños y recuerdos, donde estos todavía existen porque los sentimos, de confrontan con la realidad, donde la persona con que vivimos esos momentos, ya no lo está.

Cobb, para seguir sintiéndola “viva”, cerca o real, se refugia en sus sueños, en sus recuerdos para mantener vivo ese sentimiento hacia Mal (que me pregunto si Nolan le habrá asignado a propósito ese nombre como referencia al rol de villana que desempeña en la película). Pero tarde o temprano, con ayuda de Ariadne (que como me gustaría ver algún tipo de sidekick o Robin femenina en la próxima de Batman), se tiene que dar cuente que mantener los recuerdos así, será más perjudicial para si mismo y para su equipo que le rodea.

Ariadne: Are these the ‘experiments’ you do every night? You’re trying to keep her alive, aren’t you? You can’t just create a prison of memories. Do you really think that could contain her?

Porque llega un punto en que esos recuerdos que cada uno valora, ya no son controlados por uno mismo, sino que ellos mismos nos controlan. Por lo tanto, es contraproducente seguir manteniéndola viva en la mente. A pesar de todo lo que culpable o sentimientos que uno pede tener hacia ella en el pasado. Al final, casi le cuesta la vida al equipo de Cobb.

Cobb: I can’t stay with her anymore because she doesn’t exist.

Mal: I’m the only thing you do believe in anymore.
Cobb: I wish. I wish more than anything. But I can’t imagine you with all your complexity, all you perfection, all your imperfection. Look at you. You are just a shade of my real life. You’re the best I can do; but I’m sorry, you are just not good enough.

Y en cierta forma, en el caso de la película, murió literalmente, aunque esto se puede aplicar a otros tipos de perdida. Simplemente, la persona que ya sólo vive en tus recuerdos, ya no existe más en tu vida real. Sencillamente, como bien escribió Nolan para la boca de Cobb, es solo una sombra de lo que realmente es verdadero. Una imitación que no vale la pena seguir teniendo en cuenta.

Esto también se puede aplicar en el plano cinematográfico. Para los que conozcan la Alegoría de la caverna de Platón, saben que existe un mundo real y un mundo “de las sombras”. Así aplica en el cine como que lo que vemos en pantalla, a pesar de lo real que nos haga sentir, no es más que una imitación de la realidad. Que la verdadera vida no está en lo que vemos en frente de nosotros en la pantalla, sino lo que está a nuestro alrededor.

Pero volviendo específicamente a Cobb y al caso de la pérdida, a pesar de todo lo que deseemos por seguir manteniendo ese recuerdo que nos satisface y atormenta a la vez, uno no puede dejar de aceptar la realidad. Y en la que en ella, ese recuerdo no está más.

Cobb: I miss you more than I can bear, but we had our time together. I have to let you go.

Esa palabra que Cobb dice, culpa, es clave. Una culpa que quema y que corree. Un sentimiento de desesperación por hacer algo, pero en realidad, ya no se puede hacer nada.

Y a pesar de todo lo que amamos o sentimos por esa persona que se fue, lo mejor que uno puede hacer para uno mismo, es “dejarla ir”. Suena muy trillado, pero aplicarlo en la práctica es realmente difícil. Dejar escapar ese sentimiento de culpabilidad por lo que no hiciste, dejar ese grado de amor por lo que viviste y mirar hacia delante por lo que si tienes, por lo que es real.

Here’s looking at you, kid


Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s