Lo Mejor de MI década >> No. 2: The Dark Knight

Batman: Then why do you want to kill me?
The Joker: [laughs] I don’t want to kill you! What would I do without you? Go back to ripping off mob dealers? No, no, NO! No. You… you… complete me.

Déjenme les cuento una historia. Había una vez un niño que sus papás, cuando este tenía 5 años, lo llevaron a ver Batman de Tim Burton al cine. No recuerda muy bien que pasó, pero esa imagen del murciélago con fondo amarillo como símbolo de la justicia quedaría grabada para siempre en su psique. También ayudó la exhibición de un Batimóvil en las entradas del Gigante (ahora Soriana) en aquella época. Y tener los juguetes de dichoso personaje.

Más aún que en el canal 5 pasaran los capítulos de la serie animada y que no sólo eso, sino fueran tan buenos para considerarse la mejor serie animada de un super-heroe de la historia.

Los años pasaron y la admiración por dicho super-heroe se mantuvo pese al pésimno trato que se le dió en la catastrófica Batman & Robin. 8 años pasaron y un milagro suciedió, una cinta que reivindicara al heroe de la infancia para situarlo como la leyenda que es, en Batman Begins.

Justamente al final de dicha cinta, hay una referencía clarísima al sin lugar a dudas, el mejor villano salido de una historieta: The Joker. Los meses pasaron, muchos rumores se dispararon, la mayoría de los actores regresaron y otros de muchísimo talento se agregaron.

Fue muy comentada la adición de Heath Ledger como el Guasón, la mayoría, porque no creían que podía llenar los zapatos que Jack Nicholson dejó hace 20 años.

Pasó el tiempo y después de la primera imagen, no pintaba muy claro como se iban a desarrollar las cosas con esta secuela. El primer trailer completo llegó y las multitudes quedaron anonadadas por la personificación que Ledger le había dado al Joker.

Entonces la tragedia sucedió. Ledger fue encontrado muerto en un apartamento y el morbo se apoderó de la producción. A la vez, el marketing y la campaña viral fue tan intensa que la anticipación por esta cinta fue inmenso. ¿como acaso un film que ha generado tantas expectativas podrá complacer a los gustos cinéfilos para no caer en el estrepitoso abismo de la mediocridad o la desilusión?

Juste un poco más de un año antes, al menos yo (y muchos estarán de acuerdo) el estreno de Spider-man 3 fue un fracaso porque fue tanta la anticipación de esa película para que su calidad no estuviera a la altura de su espera. Una decepción total. Y tenía temor que se repitiera ese mismo patrón con mi super-heroe favorito. Pero entonces, el 18 de julio de 2008, el milagro sucedió.

No se como explicarlo, pero toda la cinta fue un éxtasis total de emociones, miedo y admiración a la vez. Como la secuencia que pego en la cabecera de este artículo.

No voy hacer una crítica acerca de esta película además de las miles que ya existen (porque miles vieron esta cinta). Ledger se ganó no sólo un merecido Oscar sino que arrasó con todas las competiciones, clasificaciones y votaciones habidas y por haber en ese año e inicios del presente.

Además, fue tanto el shock causado por la ausencia de ‘El Caballero Oscuro’ en la terna de Mejor Película en los Oscars que para este año se optó por agregar 10 películas en vez de 5 para evitar injusticias como la del año pasado.

La 2° película más taquillera de la industria norteamericana y entrar en la terna de las pocas película (4 para ser exactos hasta ahora) en sobrepasar los 1000 millones de dólares alrededor del mundo.

Una cinta que hizo que valiera la pena ir a verla al cine (en IMAX era orgásmico), una atmósfera siempre cubierta por la presencia del Joker, y un ritmo que no te dejaba bajar los latidos de tu corazón en ningún momento. Arte e industria combinados en 152 minutos, gracias al ingenio del británico Chris Nolan.

Lo que mas me llama la atención de esta cinta fue el papel que el Joker se le otorgó después de su estreno. Antes, el némesis de Batman era considerado el mejor villano de los comics, sin discusión pienso yo, en un medio en el que no se le atribuye grandes dotes artísticos y más orientado para entretenimiento adolescente e infantil. Pero lo que el difunto Ledger consiguió con la interpretación de su Joker, fue pasar un personaje ya consagrado en un medio unidimensional a inmortalizarlo en el arte del siglo XX y colocarlo en el olimpo de los mejores villanos de la cinematografí.

Me explico. Ahora el Joker no será comparado más con Dr Doom o Lex Luthor o el Duende Verde. Ahora está al mismo nivel que Darth Vader, Hannibal Lecter, Alex de Large o Michael Corleone. Y eso ya es algo grande digno de los dioses.

Pienso yo que en en 10 años este film seguirá tendiendo la misma fuerza que al moemento de su estreno. Un Joker que se come todo lo que aparece en pantalla en cada secuencia que tiene turno de asombrarnos. Muy posiblemente la actuación de la década.

Afortunadamente, aquel niño sigue creyendo que su heroe favorito es el mejor de todos. Gracias a Nolan, Bale, Ledger y a la magia del cine.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s